GALEGO | ESPAÑOL

PORTAL DE LA INMIGRACION EN LOS AYUNTAMIENTOS DE GALICIA
Herramientas
-LegislaciónOrganismos-

La odisea de saltar la valla en Melilla

(14/08/2015)

 
La odisea de saltar la valla en Melilla

 

El camerunés Roland Fosso retrata en una novela su entrada en España después de un largo viaje en el que atravesó un desierto y fue esclavizado

 

redacción / la voz, 14 de agosto de 2015.

 

 

Al quinto intento, Roland Fosso (Bamenda, Camerún, 1985) consiguió saltar la valla de Melilla. Asentarse en España abrió una nueva etapa en su vida con la que cerraba los dos años, siete meses y dieciocho días que invirtió en cubrir el trayecto entre su país natal y la península. Un tiempo en el que vio morir -y tuvo que enterrar- a compañeros de viaje, atravesó el Sáhara, fue secuestrado y esclavizado durante seis meses y presenció -y sufrió- penurias de todo tipo. Una historia como la de muchos otros inmigrantes que intentan cada día entrar en España, o como los que estos días arriban a la isla griega de Kos, los que se internan en el Eurotúnel o naufragan ante las costas italianas. Rostros anónimos en el telediario pero, al igual que Fosso, con una historia.

 

Lo que diferencia a Fosso es que él ha decidido relatarla. «Cuando empecé a explicarle a mi pareja por lo que había pasado me miraba con cara de ?qué me estás contando?», recuerda desde Sant Boi de Llobregat, donde se ha asentado. «Me dijo que tenía que escribirlo, pero yo le contesté que no tenía tiempo, que debía trabajar para enviar dinero a mi familia a África. Así que un día después de cenar cogió un bolígrafo y papel y me animó a empezar». Fosso siguió su consejo y en inglés -se maneja en otros seis idiomas- empezó a darle forma a su historia.

 

El resultado es La última frontera, la novela de su odisea, protagonizada por JP, un trasunto del propio Fosso. Al igual que él, con 17 años pierde a su madre y decide salir en busca de una vida mejor. El adolescente se hace adulto en unas circunstancias que no habría imaginado: entre muertes, violencia y un futuro incierto. Fosso fue víctima de las mafias que explotan la situación de los inmigrantes: un compatriota le exigió dinero para hacerle pasar la valla, pero, después de tenerlo encerrado tres días, lo entregó a la Guardia Civil. «Si alguna vez me lo volviese a encontrar no le diría nada, seguiría mi camino. Lo que has hecho en la vida ya lo pagarás», explica.

 

Pero el peor momento fueron los seis meses que pasó como esclavo en el desierto del Sáhara, secuestrado por un grupo tuareg que lo obligó a trabajar en la construcción de sus casas. «Yo iba a buscar agua con el camello. No podía escaparme porque aunque quisiera no sabría por dónde tenía que ir», describe. Finalmente, se beneficiaron de los deseos de escapar de una mujer tuareg, que organizó la huida de un grupo con personas de quince nacionalidades diferentes. Algunos no sobrevivieron al desierto y quedaron bajo la arena.

 

Tras un breve desvío a Alejandría en busca de un trabajo en el sector turístico -«Me vendieron una moto sin ruedas», dice, castizo- que no se materializó, Fosso llegó a la frontera hispanomarroquí para saltar la valla. En La última frontera describe con detalle la organización de los campamentos de inmigrantes que se preparan para entrar en España, cómo evitar las temibles concertinas y las palizas al ser atrapados en el intento. Pero finalmente lo consiguió. «Me sentí el hombre más feliz de este mundo», recuerda.

 

Las cartas del rey mago Baltasar

 

«La última frontera» relata una etapa que se cerró y el inicio de otra. «España era como un almacén en el que yo podía elegir la mejor herramienta para trabajar», relata Fosso. Aquí estudió Turismo y se especializó para ser recepcionista de hotel, aunque actualmente se encuentra en el paro. Mientras tanto, diseña un proyecto para poner en marcha un negocio de turismo rural en Camerún. «La raíz de la inmigración está en la falta de formación y de trabajo. Yo quiero ayudar en mi país si puedo crear empleos», dice Fosso, quien ya trabaja en nuevo proyecto literario: un libro que recopila las cartas que los niños le entregan al rey mago Baltasar. Ya tiene cerca de 800 en sus manos.

 

 

Noticias y Actualidad


Titulares
Histórico


 ACTIVIDADES

Junio 2020
LMMeJVSD
1234567
891011121314
15161718192021
22232425262728
2930     
       

Más de 461.000 gallegas y gallegos del exterior podrán solicitar su voto por correo para las elecciones autonómicas al Parlamento gallego hasta el próximo 13 de junio 21/05/2020-12/07/2020

 AREA DE TÉCNICOS

 Usuario:
 Contraseña:
 

 
¿Olvidó su contraseña? | Alta

OBJETIVOS | INTEGRACIÓN | HERRAMIENTAS | LEGISLACIÓN | ORGANISMOS | NOTICIAS | CONTACTO

(c) 2009 FEGAMP, Federación Galega de Municipios e Provincias :: Texto legal
FEGAMPinmigracion@fegamp.es
Xunta de Galicia

Desarrolo: AVA Soluciones Tecnológicas